Contáctenos Quiénes somos
Opinión | Redacción Espacinsular

Carta abierta a los Estados miembros de la CARICOM, la OEA, La UNIÓN EUROPEA y la UNIÓN AFRICANA

 Honorables miembros de las mencionadas organizaciones,

Nosotros, las organizaciones signatarias, tenemos el honor de hablar con usted sobre un tema difícil, a saber, la disposición anunciada del gobierno de los Estados Unidos para expulsar a unos 50000 ciudadanos haitianos en su territorio con la retirada del Estatuto de Protección temporal /TPS.

 Es una oportunidad para que recordemos la participación de los Estados miembros de sus organizaciones respectivas, en un grado u otro, dentro de la Misión de estabilización de las Naciones Unidas de Haití/MINUSTAH, que desestabilizaron el país en lugar de estabilizarlo como se indica en el mandato de su misión. La Comunidad Caribeña/CARICOM contaba con la Sra. Sandra Honoré, nacional de un Estado miembro, Trinidad y Tobago, en la dirección de la MINUSTAH como representante especial y Jefa de la misión de la ONU en Haití.

 La MINUSTAH incluyó soldados de varios Estados miembros de la Organización de los Estados Americanos (OEA) : Argentina, Brasil, Chile, Ecuador, Guatemala, Honduras, México, Paraguay, Perú, el Salvador y Uruguay. Entre los 19 países que constituían el componente militar de la MINUSTAH se encontraban también: Sri Lanka, Filipinas, Nepal, Jordania, los Estados Unidos de América, Canadá, Bhután y Bangladesh.

Los Estados miembros de la Unión Europea también han integrado la MINUSTAH al más alto nivel. Por ejemplo, un general francés, Georges-Pierre Monchotte, dirigió el componente de la policía de la MINUSTAH en Haití. Otros Estados miembros de la UE han proporcionado policías como España y Noruega; También países como Turquía, la Federación de Rusia y Yemen. Los agentes de policía de los Estados miembros de la Unión Africana, también fueron contados dentro de la MINUSTAH, como Senegal, Chad, Togo, Rwanda, Nigeria, Malí, Guinea, Egipto, Costa de Marfil, Camerún, Burkina Faso y Benin.

En otras palabras, està en la escala del planeta que encontramos Estados que tienen sus huellas en la Constitución de las tropas de ocupación de la MINUSTAH, militares y componentes policiales combinados. Y cuando el Secretario General de la ONU, Ban Ki Moon, finalmente admitió, después de 6 años, que las tropas de las Naciones Unidas son responsables de la introducción del mortal cólera que ha infectado a casi 1 millón personas y segado más de diez mil (10000) Haitianos-haitianos, todos los Estados que participan en la MINUSTAH deben admitir que colectivamente tienen una deuda moral y otros compromisos con respecto a Haití. ¿Cuántos huérfanos ha generado el cólera en la sociedad haitiana? ¿Cuántos niños han sido desviados del camino escolar después de la muerte de sus padres que sucumbieron al microbio de cólera introducido por las Naciones Unidas?

 Cabe recordar que todos los Estados mencionados son miembros de las Naciones Unidas cuya sede se establece en Nueva York en los Estados Unidos de América. Cómo explicar que los representantes de estos Estados eligieron deliberadamente permanecer en silencio y jugar a Poncio Pilato frente a la amenaza de expulsión por parte del gobierno estadounidense de 50000 haitianos que antes eran beneficiarios del TPS, una forma de empeorar la situación en el país que la MINUSTAH ya ha sido extremadamente debilitado ?

 Cabe señalar que varias personalidades de todo el mundo han levantado sus voces para denunciar todas las violaciones de derechos humanos impulsadas por la presencia de tropas de ocupación de la MINUSTAH en Haití. Por ejemplo, 5 premios Nobel de la paz enviaron dos cartas abiertas a los funcionarios de las Naciones Unidas en abril y junio de 2017. Estas cinco personalidades homenajeadas del Premio Nobel de la paz son de los Estados Unidos de América, Argentina, Guatemala, Irlanda e Irán.

 

Por lo tanto, estos cinco premios Nobel han declarado al Secretario General de las Naciones Unidas: « Queremos expresar nuestra profunda preocupación por la total falta de justicia y una respuesta remediadora convincente e integral para las personas, las familias y Comunidades en Haití. Estos haitianos que han sido víctimas directas de la evaluación catastrófica de la MINUSTAH en el campo de los derechos humanos. Son miles de mujeres, niños y niñas violadas o explotadas sexualmente, muchas de ellas abandonadas con hijos sin que los soldados de la misión reconozcan su responsabilidad. Incluso el informe de la ONU, sobre "el nuevo punto de vista frente al cólera", reconoce que el número de muertos, después de la introducción de esta enfermedad por parte de las tropas de la MINUSTAH, es probablemente tres veces mayor que la cifra oficial de 9.483 , hasta enero 2017» .

                                                                                                                                                                    

A partir de esta consideración, parece que en lugar de la hoja de balance de 10000 muertes, el número de haitianos ejecutados al cólera por la MINUSTAH, sería más bien treinta mil (30000 ) personas!

 

En una correspondencia de fecha 16 de junio de 2017, los cinco premios Nobel de la paz, a saber, el estadounidense Jody Williams, el argentino Adolfo Pérez Esquivel, la guatemalteca Rigoberta Menchu Tum, la irlandesa Betty Williams y la iraní Shirin Ebandi han indicado al Consejo de seguridad de las Naciones Unidas lo siguiente: «Esperamos que los resultados den lugar a medidas concretas para ayudar a reembolsar la enorme deuda acumulada por el pueblo haitiano al propio Consejo, a las Naciones Unidas y a los países que han proporcionado contingentes, fuerzas policiales y recursos a la MINUSTAH a lo largo de estos 13 años, esta deuda a los que son víctimas del catastrófico historial de derechos humanos de la MINUSTAH».

 

Por otra parte, los cinco Nobel de la Paz señalaron que: « La impunidad de estas violaciónes de los derechos humanos y la negación de la ONU responsable durnate 6 largos años, continúan causando estragos en el pueblo haitiano. También son repugnantes para la conciencia de la humanidad, comprometiendo seriamente la credibilidad y la capacidad del papel desempeñado por las Naciones Unidas ». Y continuar: « De hecho, el Consejo de Seguridad es consciente de que la presencia que se instaló en 2004, así como el lanzamiento en octubre de otra misión llamada Paz y Estabilización, son ampliamente consideradas como una ocupación. y ajeno a los ideales de las Naciones Unidas. Los cinco PREMIOS NOBEL advirtieron: «Ahora, con el evidente fracaso de MINUSTAH, el pueblo haitiano tardará años en recomponerse. Denunciamos que cerrar la Misión sin reparar el daño causado anuncia los peores desastres que vendrán . Es urgente y esencial que la ONU pague esta deuda con el pueblo de Haití, especialmente en el contexto de profundización de la crisis sistémica que este país vive». 

 

Recordemos que el gobierno de los Estados Unidos amenaza con expulsar a 50,000 haitianos que representan un apoyo para sus seres queridos en Haití, en este mismo país donde la misión de las Naciones Unidas ha introducido el cólera mortal. ¿No le corresponde al Secretario General de las Naciones Unidas considerar una sesión especial para recordarle al gobierno de los Estados Unidos y a todos los Estados miembros activos en la MINUSTAH que todos deben a Haití? La amenaza de deportación de nacionales haitianos a territorio estadounidense no tiene nada que ver con los principios de la protección de los derechos humanos, especialmente en detrimento de un pueblo que ha dado al mundo una lección ejemplar de moralidad y dignidad. la humanidad, el día después de la gran victoria de Vertières el 18 de noviembre de 1803 sobre las fuerzas de la esclavitud. 

 Finalmente, las Naciones Unidas deben detener este juego de doble estándar y doble lenguaje. En una resolución, la Organización dedicó el período 2015-2024 al Decenio Internacional de los Afrodescendientes a celebrar los temas de justicia y tributo por su contribución al patrimonio de la humanidad. Cabe señalar que durante la trata de esclavos, la colonización separaba a los niños de sus padres, estos últimos deportados contra su voluntad en América , especialmente a Haití. Es probable que una muestra de separación familiar se repita en suelo estadounidense con la complicidad, el silencio y la indiferencia de las Naciones Unidas contra el país que gritó al mundo: Abajo la esclavitud ? Esta es una oportunidad para saludar a todas las organizaciones y personalidades, tanto en Haití como en los Estados Unidos de América, incluidos los miembros del Congreso de los Estados Unidos que se han comprometido a luchar contra este proyecto criminal y deshumanizante del Equipo Trump.

 ¡Líderes de la ONU, CARICOM, OEA, la UNIÓN EUROPEA y la UNIÓN AFRICANA, se enfrentan a su Conciencia, su Responsabilidad, pero también a la Historia! ¡ Recuerda que el lápiz de la historia no tiene goma! TPS PARA HAITIANOS-HAITIANAS ES UNA DEUDA MORAL MUNDIAL!. ¡ Larga vida a una ciudadanía global que eleve la dignidad humana en todas partes de esta tierra! 

 Con nuestra consideración

Josué Mérilien                                                                                                  Marie-Ange SAINT PAUL                                                                                            Coordinador General                                                                                       Coordinadora

UNNOH                                                                                                            KOSIPVA / Kolektif Sitwayen

Union Nationale des Normaliens d’Haïti 
                                                     Pou Pwomosyon Valè Ayiti