Contáctenos Quiénes somos
Economía | Redacción Espacinsular

El establecimiento de las relaciones diplomáticas entre la República Popular China y República Dominicana abre un mundo de oportunidades de negocios para el país caribeño porque se trata de la segunda economía mundial y la de mayor crecimiento. 

La afirmación está contenida en el segundo número de “El Monitor de Industria y Comercio”, publicación especializada del ministerio de Industria, Comercio y Mipymes para informar sobre los avances, advertir sobre posibles desviaciones de la ruta, escudriñar razones y sinrazones, y establecer posibles ajustes en el camino hacia una inserción más ventajosa del aparato productivo dominicano en el escenario del comercio mundial. 

Basándose en un estudio de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), “El Monitor” hace un decálogo de tips que indican las oportunidades y desafíos para la República Dominicana en el contexto de la nueva fase de su relación con la República Popular China, de acuerdo a una nota de la Dirección de Comunicaciones del MICM. 

Explica que China es el polo más dinámico de crecimiento de la economía mundial, puesto que durante el período 1980-2010 impresionó a todo mundo con su crecimiento de 10% promedio anual, a pesar de que en los últimos años (2013- 2017) el ritmo se ha ralentizado, haciéndolo a un promedio de 7.1%. 

“Dada esta velocidad, se proyecta que para inicios de la década de 2020, la economía china superará a la estadounidense en términos de paridad de poder adquisitivo, convirtiéndose en la economía más grande del mundo”, advierte la publicación especializada del Ministerio de Industria, Comercio y Mipymes. 

Explica que la economía de China es gestionada sobre la base de una orientación estratégica de desarrollo más sostenible e inclusivo, con un modelo de crecimiento enfocado más en el consumo interno, la innovación y el desarrollo científico para elevar la calidad de sus productos. 

“Tras la crisis global de 2008, China ha liderado el crecimiento del comercio mundial. En ocasiones llegó a duplicar la tasa global de crecimiento de las exportaciones. En la actualidad, supera a Alemania y se ha transformado en el mayor exportador mundial de bienes y ocupa el cuarto lugar en exportación de servicios”, señala la publicación especializada El Monitor de Industria y Comercio, del MICM, en una de sus secciones.  

Manifiesta que China opera con un amplio superávit de balanza comercial, de 421.400 millones de dólares en 2017, por lo que dispone de los mayores niveles de reservas internacionales en el mundo, aporta ingentes ahorros a la economía mundial y contribuye a la corrección de los desequilibrios globales. 

En cuanto a población, recuerda que en China habita más del 20% de la población del planeta, y que su clase media está en continuo aumento, lo que constituye un mercado de alta relevancia para cualquier país de América Latina y el Caribe. 

Indica que el comercio entre China y la región de América Latina y el Caribe ha sido muy dinámico en dos últimas décadas, con un el crecimiento de las exportaciones, lo que revela que la región se ha convertido en el socio comercial más dinámico para China. 

Apunta El Monitor de Industria y Comercio que la CEPAL estima que China podría desplazar a la UE como segundo socio comercial de la región América Latina y el Caribe para mediados de la década de 2020, lo que suma argumento al acierto de haber establecido relaciones diplomática con la indicada potencia económica.    

Indica que la importancia de China como socio comercial de las economías más importantes de la región ha aumentado rápidamente en los últimos años aunque la canasta exportadora, en términos de número de productos de América Latina y el Caribe hacia China, es muy limitada y mayormente productos primarios. 

En el caso de República Dominicana, esa canasta está limitada a dos productos, principalmente: tabaco y café.