Contáctenos Quiénes somos
Noticias | Redacción Espacinsular

Asociación de Campesinos Mamá Tingó de El Seibo  condenó hoy el desalojo que fueron víctimas mientras se encontraban en una vigilia pacífica frente al Palacio Nacional. Califieron la acción del Gobierno de secuestro y violatoria de los derechos humanos.

Comunicado de prensa 

Hoy día 31 de octubre a las 2:30 de la madrugada, la policía nos desalojó de manera violenta y contra nuestra voluntad del área verde ubicada frente al Palacio Nacional, donde hemos estado acampados, si se puede decir así, desde el viernes pasado. 

La policía llegó en medio de la noche alegando que nos iban a hacer un chequeo médico, les dijimos que no lo necesitábamos, que estábamos bien. Nos negamos a ir y nos forzaron a subir a unos vehículos, nos dividieron en tres grupos trasladándonos a hospitales diferentes, al Hospital Darío Contreras, al Hospital de las Fuerzas Armadas y Moscoso Puello. 

No es verdad que estamos con problemas de salud, lo único que tenemos son los moratones y golpes que nos han provocado esta noche la policía forzándonos a salir del lugar donde hemos estado apostados de manera pacífica toda la semana. Además, nos han estado acompañado y supervisado médicamente Francisca Peguero y otros profesionales amigos. Incluso las personas mayores han estado durmiendo en camas y bajo techo en casa de las hermanas Dominicas todas las noches. 

Salimos el lunes 21 de El Seibo caminando hasta el Palacio Nacional reclamando las tierras que nos fueron usurpadas a 613 familias campesinas de La Culebra, Vicentillo. Cinco días, 170 kilómetros a pie para llamar la atención sobre las injusticias que hemos sufrido. Llegamos a Santo Domingo el viernes 25 de octubre, esperando ser recibidos por el presidente Medina, pero no nos atendió. Tomamos la decisión de permanecer frente al Palacio Nacional hasta ser recibidos por el presidente de la República y desde el viernes nos han acompañado centenares de personas y grupos que se han hecho presentes y nos han mostrado su apoyo y solidaridad.

Denunciamos el uso de la fuerza empleada y solicitamos, de nuevo, al Presidente Danilo Medina Sánchez que nos reciba y atienda nuestras justas demandas como campesinos seibanos: la devolución de las Tierras, la paralización de la criminalización del campesinado, justicia para el niño Carlitos Rojas Peguero de 12 años asesinado en el marco de este conflicto, y la reparación para todas las familias afectadas. 

Ratificamos por este medio nuestra permanencia frente al Palacio y en resistencia hasta que nos devuelvan el derecho a la tenencia de nuestra tierra. Esta acción abusiva ha dimensionado nuestra resistencia, y al contrario de amedrentarnos nos fortalece pues los hijos de la luz se mueven en el día y los hijos de las tinieblas en la noche.