Contáctenos Quiénes somos
Noticias | Redacción Espacinsular

El alma de los pueblos del mundo esta sacudida por los efectos del Coronavirus y por la reclusión domiciliaria que ha traído consigo la Pandemia. Son muchas las muertes que se anuncian cada día y todos estamos atentos a todo y a todos, pero se lacera el alma mucho más cada vez que sabemos la noticia de algún ser querido.

En el instante que escribo estas notas estoy bajo el influjo de la noticia del fallecimiento de Héctor Otero. Lo conocí en mis primeros tiempos en la Universidad, y el era de la Direccion Clandestina de los CORECATO. Había sido orientador político de mi hermano Bauta  y desde el principio estrechamos unos fuertes vínculos de amistad y militancia política.

Otero siempre fue un decidido dirigente y de los mas experimentados cuadros de la izquierda revolucionaria. Formo parte del grupo que se entreno con Caamaño en Cuba, fue de la máxima dirección de los Comités Revolucionarios Camilo Torres, fundador del Partido Socialista, fue miembro del Comité Central del PLD y Jefe de la Seguridad del Profesor Juan Bosch por varios años y fundador y dirigente de la Alianza por la Democracia.

Todos los que le conocimos le reconocemos como un extraordinario caballero y un ser humano ejemplar, un hombre discreto, humilde y muy disciplinado. Un Padre que era loco con sus hijos, pero que era compensado por el amor y la admiración que siempre manifestaron sus hijas por su Padre. Otero fue un ser tan especial que conquisto a mi hijo Ricardo, el que decidió seguirle los pasos en el campo de la Cirugía Pediátrica. Además de darle muchos consejos también se preocupaba por regalarle libros de la especialidad y recomendarle lecturas.

En medio de la lucha revolucionaria Otero se gradúa de Medico y luego paso varios años en Costa Rica cursando la especialidad de Cirujano Pediatra. Regresa al país y se integra con el Dr Mendoza en el Robert Read Cabral desde donde funda y desarrolla la Residencia de Cirugía Pediátrica, siendo la Escuela por Excelencia del país y en donde se han formado los Recursos Humanos que le dan respuesta en el territorio nacional a la población pediátrica en el campo quirúrgico.

También fue miembro fundador de la Sociedad Dominicana de Cirugía Pediátrica, de la cual fue presidente en 2 ocasiones y uno de los más importantes autores dominicanos cuyos textos han servido de referencia a diferentes generaciones de Cirujanos, por lo que ha sido reconocido como Maestro de la Cirugía Pediátrica Dominicana. Además de Profesor Universitario fue Viceministro de Salud Pública destacándose por su rectitud y por sus valiosos aportes al Ministerio y la Sociedad Dominicana. Traspaso las fronteras nacionales ya que también fue electo presidente de la Sociedad Panamericana de Cirugía Pediátrica.

Concluyo su vida luchando por una Republica Dominicana más justa, solidaria, verdaderamente democrática y libre. Hizo todo lo que estuvo a su alcance para procurar una nueva y mejor salud publica para todos los dominicanos y dominicanas. Héctor Otero vivió y murió como un extraordinario cirujano y un ejemplar y permanente luchador revolucionario.

Texto  escrito por el doctor Onofre Rojas